Ads 468x60px

Asma ocupacional o profesional

Otra enfermedad de índole ocupacional es el asma ocupacional o profesional, que consiste en un espasmo de carácter reversible que afecta a las vías que conducen el aire a los pulmones, que básicamente es provocado por la aspiración en el centro laboral de partículas o vapores que tienen la particularidad de actuar como irritantes o provocan una reacción de alergia en todo el sistema respiratorio. Por tanto se puede decir que el asma ocupacional, es una obstrucción reversible de las vías respiratorias, que se manifiesta cuando el trabajador esta expuesto a polvos orgánicos e inorgánicos, gases, vapores y humos.

Se debe considerar que cuando se labora en el rubro industrial, existen muchas sustancias, en el centro laboral, que podrían provocar espasmos de las vías respiratorias, que tienden a dificultar la respiración normal en el trabajador, afectando con mas grado a aquellas personas que son altamente sensibles a los agentes irritantes que podrían encontrarse en el aire del lugar de trabajo. 

Básicamente las sustancias que inducen este tipo de afección, pueden ser de alto o bajo peso molecular, y el mecanismo responsable de que se manifieste en el organismo podría ser de tipo inmunológico mediante una alergia, o de tipo no inmunológico a través de una reacción irritante o por un efecto químico que se produce directamente sobre la vía respiratoria. Luego de la exposicion, el tiempo de respuesta broncoespástica podría darse de manera ser inmediata en pocos minutos, o podría también tardar algunas horas. Existen algunos productos quimicos como el di-isocianato de tolueno, que provocan de manera inmediata un ataque asmático.

Síntomas del asma ocupacional
Cuando se manifiesta los síntomas de un asma ocupacional o profesional, en primer lugar esta afección tiende a ocasionar una dificultad al respirar, sensación de ahogo, disnea, opresión en el pecho acompañado de una respiración sibilante, tos intensas, goteo nasal y en ciertos casos lacrimación. Sin embargo no siempre se presentan todos estos síntomas, ya que algunas personas solo experimentan una respiración sibilante mientras que en otras solo predomina la tos con ausencia de sibilancias.

Todos los síntomas descritos se pueden presentar durante la jornada laboral, sin embargo también es común que se presenten luego de unas horas después de la jornada, llegándose incluso a manifestar dichos síntomas hasta después de 24 horas después de haber estado expuestos. Pero también estos síntomas pueden disminuir y desaparecer durante una semana e incluso más después de la exposición, recrudeciendo cuando el trabajador se encuentra expuesto de manera frecuente a los agentes irritantes.

Debido a que los síntomas de esta afección no siguen un patrón definido, muchas veces se confunde el diagnóstico con el de una bronquitis crónica. Si bien es cierto que los síntomas se acentúan durante las horas de trabajo o en otros casos a la salida del mismo, lo cierto es que el inicio de esta enfermedad podría desarrollarse al cabo de semanas o años luego de haber comenzado su actividad laboral trabajando expuesto a estas sustancias tóxicas.

Es así que muchas veces el asma ocupacional, como el provocado por el di-isocianato de tolueno, tiene una persistencia de varios meses o años después de haber finalizado la exposición, por lo que la salud del paciente reacciona favorablemente si se evita el contacto con el agente responsable. Por tanto se debe considerar que a pesar de que este tipo de asma sea reversible, si la exposición se da durante muchos años podría darse una obstrucción irreversible. También suele pasar que los síntomas de un paciente afectado con asma ocupacional, recrudece ante ciertos factores como el ejercicio, el aire frío, las infecciones o debido a la presencia de irritantes presentes en el aire ambiental.

Diagnóstico del asma ocupacional
Cuando se trata de establecer un diagnóstico acertado sobre esta afección, el médico usualmente pide al paciente describir todos los síntomas que el paciente ha experimentado, así como el tipo de sustancia ala cual ha estado expuesto y que le provocó el asma. Otras veces se puede detectar si el paciente es alérgico acierta sustancia, sometiéndolo ala prueba del parche, que consiste en aplicarle una pequeña cantidad de esta sustancia sobre la piel, para observar como reacciona esta.

Por otro lado si el diagnostico se complica, el médico podría incluso hacer que el paciente inhale cierta cantidad de la sustancia sospechosa, para observar si esto le provoca sibilancias o sensación de ahogo, complementado todo esto con una prueba para determinar la capacidad pulmonar del afectado.

Para diagnosticar aun paciente que presente síntomas retardados, puede hacer uso de un dispositivo especial para controlar su vía respiratoria durante las horas laborables, donde este aparato medirá manualmente el del flujo máximo y la velocidad de respiración del aire de los pulmones, de modo que cuando la vía respiratoria tienda a estrecharse, la velocidad del aire disminuirá claramente, lo que determinara que se trataría de un caso de asma ocupacional o profesional.

Asimismo no se debe olvidar que los estudios para determinar la función pulmonar, que se realice antes, durante y después de la jornada laboral implican gran importancia para establecer un correcto diagnóstico. Por tanto la espirometría puede ser una manera de seguimiento, que se debe realizar en todo momento, durante y fuera de la jornada laboral, pero también se puede realizar el test de la metacolina, donde el afectado presentara una hiper reactividad bronquial, sin embargo como ya se mencionó la prueba más fiable sera la provocación bronquial haciendo inhalar al paciente el agente sospechoso.

Finalmente para avalar un diagnostico el médico se puede apoyar en otros exámenes complementarios como los exámenes de sangre donde se podrá detectar algunos anticuerpos específicos a las sustancias causantes, radiografía de tórax para verificar el grado obstrucción de las vías respiratorias, exámen de flujo respiratorio máximo y pruebas de función pulmonar.

Prevención y tratamiento
Para prevenir este tipo de afección se puede recurrir a distintas medidas de control para el polvo y los vapores, en especial en los ambientes laborales de industrias que utilizan sustancias que por su naturaleza podrían provocar en los trabajadores expuestos cuadros de asma. No olvidar que los trabajadores que se encuentran expuestos de manera constante, correrán el riesgo de adquirir un tipo de asma más grave y persistente, por lo que si padecen un asma agudo, es altamente recomendable que eliminen el nivel de exposición, para lo cual si es necesario deberán de cambiar de trabajo.

Por tanto es necesario que el empleador realice un seguimiento a sus trabajadores, realizando una pre selección de los mismos, basándose en exámenes de función pulmonar y posteriormente seguir realizando pruebas periódicas en el trabajo para determinar si se vieron afectados por las condiciones de exposición en las áreas de trabajo, donde también se debe procurar mantener al mínimo los niveles de la exposición a cualquier tipo de sustancia que causa el asma, y si se detectase un caso se podría optar por establecer un pre tratamiento haciendo uso de medicamentos específicos que contrarresten los efectos de estos agentes.

El tipo de tratamiento que se aplica a los pacientes afectados con un asma ocupacional, son básicamente los mismos que se aplican para otros tipos de asma, entre los cuales se incluye fármacos que aperturan las vías aéreas como los broncodilatadores, los cuales se administran mediante un inhalador como el albuterol, o también se puede administrar en comprimidos como la teofilina. Para el caso de ataques graves de asma se puede apelar a los corticosteroides como la prednisona, por vía oral durante un corto periodo y por inhalación para largos periodos de tratamiento.

Finalmente mencionar que los pacientes con asma ocupacional en un nivel grave, es mejor que opten por cambiar de empleo, mientras que aquellos que padecen de esta afección en un nivel leve podrían optar por usar mascarillas y campanas de ventilación. para reducir el grado de exposición.

0 comentarios:

Publicar un comentario