Ads 468x60px

Actuación frente a cuerpos extraños oculares

Sin duda alguna el riesgo de que un cuerpo extraño ingrese al ojo de un trabajador, es alto sobre todo si no se toma las precauciones respectivas. Sin embargo existen gran cantidad de cuerpos extraños que podrían ingresar en el ojo, desde las mismas pestañas hasta polvo, limaduras, arena, astillas, metal, fibras, entre otras.

Es así que los entendidos expertos sugieren que la mejor manera para eliminar el cuerpo extraño del ojo es lograr hacer lagrimear el ojo, de manera que sean las propias lagrimas las que extraigan el cuerpo extraño, sin embargo a veces por las características del cuerpo extraño, existe la necesidad de realizar algunos tipos de operaciones de extracción.

Cuando se produce un evento de ingreso de cuerpos extraños en el ojo, se presentan algunos síntomas, siendo los mas habituales los que provocan escozor y dolor en el ojo, lo que ocasiona enrojecimiento, lagrimeo intenso, sensación de ardor, intolerancia a la luz y cierta dificultad para lograr mantener el ojo abierto. Por tanto si ha ocurrido el ingreso de un cuerpo extraño en el ojo, se debe actuar con mucho cuidado, pues se trata de un órgano sensible que es la vista, por lo que se debe evitar frotarse los ojos y extraer de manera incorrecta el objeto presente en el ojo. 

Es importante entonces identificar el tipo de cuerpo extraño presente en el ojo, para lo cual primero debemos localizar donde se encuentra este cuerpo extraño, para lo cual se debe colocar a la persona que sufrió el incidente mirando hacia la luz, luego usar los dedos índice y pulgar para separar sus párpados para mejorar la vision, posteriormente la víctima girara el ojo en todas las direcciones hasta localizar el objeto.

Cuando se logro localizar la posición exacta del cuerpo extraño se debe hacer que la victima incline la cabeza, de manera que se le pueda aplicar un chorro de agua limpia, durante un lapso de 10 minutos como mínimo, mientras que la victima tratará de parpadear sin frotarse el ojo hasta que expulse el cuerpo extraño. Se suele también aplicar una solución oftalmológica inocua para general una especie de lágrimas artificiales, que ayuden a expulsar el cuerpo extraño

Generalmente en talleres, laboratorios o cualquier instalación donde exista este tipo de riesgo, se debe contar con una fuente lavaojos, la cual debe constar de dos rociadores o boquillas, las cuales deben estar separadas entre 10 y 20 centímetros.

Este lavaojos debe contar con un chorro proporcionado, el cual debe expulsar agua templada a baja presión, donde muy parecido a las duchas las llaves de cierre del liquido deben permanecer siempre abiertas, y asimismo los pulsadores deben estar al alcance contando con un sistema de accionamiento rápido. Se aplicara el chorro de agua a los ojos por lo menos entre 10 y 20 minutos.

Si luego de tratar el ojo con el lavaojos no se logra sacar el cuerpo extraño, se puede optar por utilizar un pañuelo limpio o un pedazo de gasa para intentar sacar dicho cuerpo extraño del ojo, para lo cual debes coger una de las puntas del pañuelo o gasa, y luego intentar tocar la superficie afectada del ojo, tratando de desplazar suavemente el pañuelo o gasa sin ejercer presión, evitando frotar el objeto alojado en el ojo.

Luego de aplicar esta medida, si tenemos éxito en sacar el cuerpo extraño, lo siguiente es tapar el ojo afectado, para luego proceder a trasladar a la persona afectada a un centro médico, donde recibirá el tratamiento complementario.

Por otro lado si el cuerpo extraño se encuentra incrustado, o en su defecto haya ingresado una viruta de fierro, una astilla de madera o una sustancia química, se debe evitar realizar cualquier de los procedimientos anteriores, siendo lo mas conveniente en este caso tapar el ojo afectado y trasladar inmediatamente a la victima a un centro medico.

A continuación algunas consideraciones adicionales para evitar complicaciones ante la presencia de un cuerpo extraño en el ojo:
  • Previo a brindar los primeros auxilios se debe evitar tocar el ojo sin lavarse bien las manos con agua y jabón.
  • Hacer sentar al afectado con la cabeza inclinada hacia atrás, en lugar con buena iluminación para mejorar la visibilidad, de manera que con el apoyo de los dedos abrir el ojo y hacer que la victima lo mueva en toda dirección a fin de localizar el cuerpo extraño.
  • Otra opción para retirar el cuerpo extraño, es usar una jeringa sin aguja, para inyectar agua, para limpiar primero la córnea, inclinando la cabeza al lado del ojo afectado, de manero que el agua caiga arrastrando el cuerpo extraño.
Lo que si es importante es evitar realizar lo siguiente:
  • Evitar a toda costa frotar el ojo, evitando que la víctima se toque.
  • Evitar retirar el elemento por la fuerza o bajo presion de los dedos, ya que esta acción podría dañar la córnea y aumentar la gravedad del incidente
  • No usar cualquier tipo de medicación, evitando aplicar colirios o ciertas pomadas oftalmológicas.

0 comentarios:

Publicar un comentario